Sign up with your email address to be the first to know about new products, VIP offers, blog features & more.

Review: Color Tattoo Creamy Mates 24 horas de Maybelline

Por Posted on 8 Sin etiquetas 0

Color Tattoo Creamy Mates 24 horas de Maybelline

Eso de que con una sombra en crema no se puede conseguir un acabado mate ya ha pasado a la historia.

Toda una suerte para las que tenemos el párpado graso porque, no sé vosotras, pero yo siempre he huido de este tipo de textura porque no me duraban nada y prácticamente al momento se me había echado a perder.

Uno de los ejemplos de cómo han evolucionado las sombras en crema son las nuevas Color Tattoo Creamy Mates 24 horas de Maybelline.

Con ellas se consigue ese acabado mate que es tendencia esta temporada.

Su formula gel-crema está enriquecida a base de perlas y colorantes que permiten una intensidad y duración de hasta 24 horas.

Lo que más me gusta es que son muy fáciles de aplicar ya que posee una base fluida en gel que permite que se deslicen muy fácilmente por el párpado.

Es muy fácil difuminarlas para conseguir el efecto que deseemos dependiendo de si queremos un maquillaje más intenso o algo más natural.

En mi caso que tengo el párpado graso, primero aplico un primer para fijar mejor el maquillaje y asegurarme así de que permanezca inalterable.

Después aplico como base el tono Crème de Nude, un beige claro, por todo el párpado.

Y, a continuación escojo entre el tono Creamy Beige (marrón) o Vintage Plum (un color berenjena) para el párpado móvil.


Color Tattoo Creamy Mates 24 horas de Maybelline


Incluso a veces he llegado a mezclarlos para aportar más intensidad al maquillaje de noche y jugar un poco con esta combinación de tonos que casan tan bien entre sí.

En cuanto a la duración, debo decir que es mejor de lo que esperaba.

Y eso que había leído ya opiniones muy favorables en varios blogs pero, como os decía, mi párpado es bastante graso así que hasta probarlas no me podía hacer una idea.

Aunque el acabado mate no dura todo el día, lo bueno de estas sombras es que no se transfieren y permanecen en su sitio sin que aparezcan los indeseados pliegues que arruinan el maquillaje.

Y para mí esto último es fundamental porque el problema de los brillos se puede solucionar retocando con unos polvos translúcidos pero lo segundo no tiene remedio.

Así que, Color Tattoo Creamy Mates de Maybelline ha pasado mi examen con un notable alto.


¿Vosotras opináis lo mismo?


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.