Sign up with your email address to be the first to know about new products, VIP offers, blog features & more.

Alimentos beneficiosos y perjudiciales durante el embarazo

Por Posted on 12 Sin etiquetas 0



A partir de hoy incorporo una nueva sección al blog a la que voy a llamar “Mamás” en la que espero poder ayudar a todas esas madres primerizas (y a las que no lo sean también) en todo lo que pueda contando mis experiencias e intentando resolver las dudas que os puedan ir surgiendo sobre temas relacionados con el embarazo o la lactancia, entre otras muchas cosas de la maternidad.


En esta sección también incluiré entradas pasadas en las que también hablaba de algún tema relacionado con los cuidados durante el embarazo.

Y es que cuando te quedas embarazada te asaltan muchas dudas y la principal de ellas es si todo irá bien y, por supuesto, la salud del bebé que se está formando en tu interior.

Y con la salud del bebé tiene que ver la entrada con la que abro esta nueva sección ya que voy a hablaros de la alimentación, algo que debemos cuidar mucho durante el embarazo para evitar complicaciones.




Este es uno de los aspectos que más dudas te genera porque no sabes si lo que estás comiendo es bueno o no.

Por ello, os voy a enumerar los alimentos beneficiosos y los que se deben evitar durante la gestación.


ALIMENTOS BENEFICIOSOS


1. Se deben tomar alimentos ricos en proteínas como carnes, pescados y huevos. 

2. Alimentos con fibra: Una de los inconvenientes del embarazo es el estreñimiento por lo que viene muy bien un aporte extra de fibra que podemos encontrar en los cereales, en frutas y verduras.

3. Grasas vegetales que se encuentran en los aceites de oliva y de girasol.

4. Frutos secos, ricos en Omega-3 como las almendras, los pistachos, las avellanas o las nueces.

5. Legumbres como son los garbanzos, las lentejas o las judías blancas.

6. También se recomienda tomar complementos vitamínicos como el Ácido Fólico, el Yodo, la Vitamina B9 y B12 para evitar posibles malformaciones o trastornos en el desarrollo del feto.


ALIMENTOS QUE SE DEBEN EVITAR


1. No debes comer embutidos si no has pasado la Toxoplasmosis (enfermedad causada por un parásito que se suele encontrar en los heces de los gatos y con las que otros animales pueden entrar en contacto). . 

Mi ginecólogo me dijo que en caso de que los embutidos estuvieran muy curados sí que podrías comerlo pero preferí no arriesgarme y sólo lo comía cocido, asado o frito.

En el caso del jamón dejé de comerlo porque, no vamos a engañarnos, donde este un buen jamón al natural que se quite lo cocinado.

2. La verdura y la fruta que no esté bien lavada debe evitarse. En casa deberás lavar estos alimentos muy bien antes de ingerirlos o usar un producto llamado Amukina. 

En el caso de la fruta, lo que es recomiendo es que la peléis directamente.

3. Huevos y quesos crudos: Si quieres comer huevos, olvídate del placer de pringar la yema con pan.

Los huevos debes comerlos muy hechos ya sean fritos, revueltos o en tortilla o bien cocidos.

En cuanto a los quesos, sólo podrás comer los que estén pasteurizados y evitar los que sean del tipo Camembert.

4. Carnes y pescados crudos: Al igual que los huevos y los quesos, tampoco podrás comer carnes y pescados que no estén muy hechos así que si te gustan delicias gastronómicas como el Steak Tartar o el Sushi, vete olvidándote de ellas.

Si sufrís acidez durante el embarazo os sugiero que optéis mejor por el pescado blanco que es más fácil de digerir porque, en mi caso, el pescado azul me daba una acidez horrible.

Y otra cosa que me recomendó la matrona es que el pescado estuviera congelado al menos 5 días antes de consumirlo para matar el Anisakis, un parásito que se encuentra en este alimento.

5. Hígado y patés caseros: Por ser alimentos con una alta concentración de vitamina A no son recomendables, sobre todo los 3 primeros meses de embarazo, porque pueden afectar de manera negativa al desarrollo del bebé.

6. Alimentos ahumados: No se recomiendan porque el ahumado puede ser perjudicial para el bebé.


7. Cafeína y Teína: Si puedes evitar tomar té y café mucho mejor pero, si es algo a lo que estás muy enganchada, no se recomienda superar las 2 tazas diarias.

También puedes optar por el café y el té descafeinado.

Si eres aficionada a las infusiones, consulta con el ginecólogo las que puedes tomar.


OTRAS RECOMENDACIONES

1. Reducir la sal en las comidas.

2. Beber mucha agua (1 o 1,5 al día)

3. Y, por supuesto, suprimir el tabaco y el alcohol. 

Este es el punto en el que más inflexible me muestro porque, aunque te digan que por un cigarro no pasa nada o por una copa de vino tampoco, pienso que no pasa nada porque durante 9 meses estés sin beber o fumar y además son dos cosas sin las que puedes vivir perfectamente.

Espero que esta entrada os resulte muy útil porque es un tema en el que estás algo perdida cuando te quedas embarazada o, al menos en mi caso, fue así.


¿Qué os parece esta nueva sección? ¿Os ha aclarado dudas esta entrada?

    Deja tu comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.