Sign up with your email address to be the first to know about new products, VIP offers, blog features & more.

8 consejos para evitar el dolor de espalda

 

Aunque parezca mentira, he vuelto de las vacaciones con más dolor de espalda del que tenía así que lo primero que he hecho es pedir cita para el fisio para ver si me podía ayudar a aliviar esas molestias tan terribles que ya se hacían insoportables.

El ordenador es uno de mis mayores enemigos pero, por mi profesión, no tengo más remedio que pasar horas y horas frente a él. Además, el cambio de cama durante las vacaciones no han ayudado en absoluto a que mi espalda mejorase sino que han contribuido a empeorar la situación aún más si cabe.

Menos mal que mi fisioterapeuta tiene unas manos virtuosas y, por fin, mi espalda a vuelto a la normalidad.

Y para evitar que me vuelva a pasar lo mismo con la vuelta al trabajo, he decidido hacer caso a los consejos de los expertos de FisioServ para espaciar al máximo posible mis vistas al fisioterapeuta que tampoco es plan de andar sufriendo si se puede poner remedio antes.

Aquí tienes 8 consejos para que tanto tu espalda como tú superéis definitivamente la vuelta a la rutina.

 

1. La misma posición física durante horas puede producir molestias.

EL origen de muchos dolores físicos se debe a movimientos y coger una mala postura. Por ello, es recomendable cambiar de posición a lo largo de la jornada laboral y, en el caso de que las molestias vayan a más,  visitar a un buen especialista.

 

2. La posición es fundamental.

Al sentarse en la mesa de trabajo el tronco debe quedar en posición vertical, los muslos en ángulo de 90º con el tronco y las piernas en 90º con los muslos, sin cruzar las piernas a ser posible para evitar comprimir las venas y aumentar así el riesgo de sufrir varices.

 

3. La espalda debe permanecer apoyada en el respaldo de la silla.

De esta forma, estarás trasladando el punto de apoyo a la espalda baja.

Por lo tanto, no se recomienda sentarse al borde de la silla bajo ningún concepto.

4. Hay que cuidar la posición que adoptas frente al ordenador.

Tanto el teclado como el ratón del ordenador deben estar situados a la altura de los codos y el monitor a la altura de la cabeza, ambos siempre frente a ti.

 

mujer trabajando ordenador

5. Hay que evitar el estrés.

Sé que es muy difícil combatir el estrés pero hay que intentarlo ya que está demostrado que es uno de los factores que aumenta el riesgo de padecer dolores de espalda.

El estrés altera el estado de los nervios que controlan el funcionamiento de los músculos, facilitando así su contractura.

Por ello, si te sientes estresado, lo primero que debes hacer es localizar cuál es el foco de estrés y a partir de ahí trazar unas pautas que nos ayuden a ponerle fin.

 

6. Desarrollar los músculos de la espalda. 

Algo fundamental para cuidar la salud de tu espalda.

Lo más indicado para el mantenimiento y desarrollo de los músculos de la espalda es realizar ejercicios aeróbicos y la natación, prácticas que ayudarán a evitar futuros dolores.

7. Es bueno mantener el mayor grado posible de actividad física.

La actividad física es algo muy eficaz para aliviar los dolores físicos. Además, también contribuye a mejorar tu estado de ánimo porque al hacer ejercicio, se liberan endorfinas, unas pequeñas proteínas que actúan como neurotransmisores de placer.

 

8. Hacer meditación.

La meditación es una técnica imprescindible para relajarse.

Parar, observar y centrar todos los esfuerzos en el presente es una tarea que nos ayudará a tener una vida feliz. De esta manera evitaremos el estrés y, en consecuencia, los dolores musculares que conlleva.

 

¿Qué te parecen estos consejos? ¿Ya los pones en práctica?

 

Sin comentarios

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *